LOGO FIDIAS NARANJA Y NEGRO 2021
26/06/2021 0 Comments

El entrenamiento con vibraciones locales mejora la recuperación de la fuerza en la fase inicial de una rehabilitación después de la reconstrucción LCA

[vc_row][vc_column][vc_custom_heading text=»El entrenamiento con vibraciones locales mejora la recuperación de la fuerza en la fase inicial de una rehabilitación después de la reconstrucción LCA» font_container=»tag:p|font_size:30|text_align:left|color:%231e1e1e» google_fonts=»font_family:Open%20Sans%3A300%2C300italic%2Cregular%2Citalic%2C600%2C600italic%2C700%2C700italic%2C800%2C800italic|font_style:600%20bold%20italic%3A600%3Aitalic»][ultimate_spacer height=»30″ height_on_tabs=»15″ height_on_tabs_portrait=»15″ height_on_mob_landscape=»15″ height_on_mob=»15″][vc_column_text]

Son muchas las estrategias que podemos utilizar para acelerar la recuperación de alguien que ha sido sometido a una operación para reparar una rotura del ligamento cruzado anterior. Educación del dolor y de la lesión, higiene de sueño, cambio de hábitos alimenticios, ejercicio (sin apellidos)…

¿Qué tal si le sumamos a todo esto un poco de vibración local?

Un reciente estudio demostró que puede ser interesante. Dividieron a los participantes, de manera aleatoria, en 2 grupos: uno que seguía un programa de rehabilitación física y otro que a esto le sumaba sesiones de vibración local.

En comparación con un grupo control, el grupo experimental (rehab + vibración) mostró una menor pérdida de fuerza isométrica máxima (vs valores preoperación) 10 semanas después de someterse a la cirugía. Los cambios en la asimetría entre piernas, la RFD y el rendimiento funcional (TUG y 6MWT) no fueron significativamente diferentes entre grupos.

¿Durante cuánto tiempo y dónde se aplicó la vibración? ¿A qué intensidad y amplitud programó?

Fueron un total de 24 sesiones de vibración local pasiva en las que los participantes permanecían sentados durante 1 hora (al finalizar sesión rehab) mientras les aplicaban la vibración en el recto femoral (a un 40% de la longitud entre parte superior de rótula y la cresta ilíaca. El músculo permanecía todo el tiempo relajado). La intensidad de la vibración fue de 100 Hz y la amplitud 1 mm.

Entradas relacionadas:

Variables biomecánicas, pero no la fuerza ni el rendimiento en diferentes pruebas, diferenciaron a los deportistas que volvieron a lesionarse tras una operación del cruzado.

La estimulación eléctrica de baja intensidad favoreció la actividad de las células satélite y facilitó la regeneración tras una lesión muscular

Vibración local favorece la regeneración muscular

[/vc_column_text][/vc_column][/vc_row][vc_row][vc_column][ultimate_spacer height=»20″ height_on_tabs=»10″ height_on_tabs_portrait=»10″ height_on_mob_landscape=»10″ height_on_mob=»10″][vc_custom_heading text=»CURSOS RELACIONADOS» font_container=»tag:p|font_size:22|text_align:left|color:%23d36200″ google_fonts=»font_family:Open%20Sans%3A300%2C300italic%2Cregular%2Citalic%2C600%2C600italic%2C700%2C700italic%2C800%2C800italic|font_style:600%20bold%20italic%3A600%3Aitalic»][ultimate_spacer height=»20″ height_on_tabs=»10″ height_on_tabs_portrait=»10″ height_on_mob_landscape=»10″ height_on_mob=»10″][dt_portfolio_carousel dis_posts_total=»» posts_offset=»0″ content_alignment=»center» image_sizing=»proportional» image_border_radius=»3px» image_scale_animation_on_hover=»disabled» image_hover_bg_color=»disabled» slides_on_wide_desk=»3″ item_space=»20″ link_lead=»follow_link» post_date=»n» post_category=»n» post_author=»n» post_comments=»n» post_content=»off» read_more_button=»off» show_link=»n» show_zoom=»n» show_details=»n» project_icon_border_width=»0px» project_icon_color=»#ffffff» project_icon_color_hover=»#ffffff» arrow_bg_width=»36x» arrow_border_width=»0px» r_arrow_icon_paddings=»0px 0px 0px 0px» r_arrow_v_offset=»0px» l_arrow_icon_paddings=»0px 0px 0px 0px» l_arrow_v_offset=»0px» category=»1286, 2160″][vc_separator border_width=»2″][/vc_column][/vc_row]

Leave A Comment